El día lunes 25 se reunieron cooperativas y asociaciones de medianos y pequeños productores. Estuvieron presentes Carlos Iannizzotto por CONINAGRO, Juan Manuel Rossi de FECOFE-FAA, Nahuel Levaggi por la UTT, Jorge Alberto Petetta de AFA y Diego Montón por MNCI-Vía Campesina.

Los ejes de esta reunión consistieron en avanzar en una agenda que permita al gobierno y la sociedad comprender que el «campo» no es uno solo, que los sectores del campo que producen alimentos, necesariamente no tienen los mismos intereses que el campo concentrado. Las retenciones son necesarias, sobre todo en este momento de crisis del país, pero es imperioso que las propias asociaciones, cooperativas y organizaciones trabajen de común acuerdo con el gobierno para presentar un esquema consensuado de retenciones.

El gobierno tiene que dejar de posicionar a la mesa de enlace como un único interlocutor con el campo. No hay un solo campo. Existen cientos de cooperativas, asociaciones y productores que diariamente trabajan para generar alimentos para los millones de personas que viven en la argentina, que exportan y que generan dólares para todo el país y miles de puestos de trabajo, que son víctimas de este modelo productivo hegemónico, de concentración de los recursos productivos y de comercialización en manos de pocos hipermercados. Este campo representa a más del 80% de los productores y productoras, genera dólares para el país y los alimentos que comen todos los que viven en la Argentina. Ademas en el marco de la emergencia alimentaria, la centralidad del mercado interno y el rol de las cooperativas, pequeños productores y campesinos en el abastecimiento de alimentos requiere financiamiento estatal para el agregado de valor.

“Tenemos que desconcentrar la matriz productiva y de comercialización, para eso el gobierno tiene que implementar políticas públicas que apunten en este sentido” Expresó Nahuel Levaggi referente de la UTT

En tanto el mendocino Diego Montón agregó: “Necesitamos recuperar una agenda agraria y federal que va mas allá de la pampa Húmeda, una agenda, que ademas de promover las exportaciones, ponga foco en la soberanía alimentaria, el arraigo, la producción de alimentos saludables y agregado de valor local para el mercado interno y para terminar con el hambre en nuestro pais”

Es necesario que las propias organizaciones propongan un esquema de retenciones que contemple las distintas realidades de los pequeños y medianos productores, y también que el gobierno valore la función social de las cooperativas.